La lana del mes: Drops Cotton Light

¡Hola a todas!

Junio es el primer mes del verano (aunque el verano realmente le coma a Junio sólo una semana) y se merece una lana del mes ligera y fresquita. Por ello, he seleccionado la Drops Cotton Light.

Lo primero que llama la atención es lo claras que se ven sus hilaturas en la hebra. Sus ovillos, presentados con el aspecto común ovalado, tienen un peso de 50 gramos y son muy visuales, al llevar una tímida y mona etiqueta blanca como único recubrimiento. Como os decía, destacan las hilaturas que componen la hebra, especialmente cuando retiras la etiqueta y empiezas a trabajar con ella.

Su composición es 50% algodón y 50% poliéster, lo que hace que las prendas tejidas con esta lana sean más ligeras que las tejidas con un ovillo 100% algodón (porque las hebras de poliéster pesan menos – de ahí que su nombre sea Cotton Light). Otra de las ventajas del poliéster es que no absorbe la humedad tanto como el algodón, por lo que es perfecta para prendas transpirables, adecuadas incluso para los días más calurosos del verano.

Su gama de colores se compone de 25 tonos, y quizá sean pocos si los comparamos con otros ovillos similares que traen muchos más. A su favor os diré que en 25 tonos hay de todo: desde colores para adultos (marrones, cremas, grises) hasta colores vivos, pasando por los tonos pastel. En definitiva, una gama de colores quizá corta, pero bien aprovechada.

Las prendas tejidas con la Drops Cotton Light tienen un aspecto original, puesto que además de ser bastante uniformes, tienen el plus de distinguirse las hebras entre los puntos. Dichas prendas deben lavarse en ciclos delicados a una temperatura máxima de 40 grados.

CottonLight

Pros de la Cotton Light:

  • Su originalidad. El efecto creado en las prendas tejidas es la mar de bonito.
  • Su ligereza. Obtenida gracias a su composición, la convierte en una lana perfecta para prendas veraniegas.
  • Su precio. Los ovillos de esta lana se encuentran desde 1,20 euros, un precio realmente asequible, especialmente si se quieren tejer prendas grandes, como blusas caladas y veraniegas.

Contras de la Cotton Light:

  • Es ruda. Con esto quiero decir que, especialmente al trabajarla con agujas de madera, cuesta un poco pasar los puntos.
  • Su fragilidad. En según qué movimientos, las hilaturas de la hebra se separan y al pasar un punto, en ocasiones pasas sólo algunas de las hilaturas, no toda la hebra. Esto, a parte de afear la labor, es un poco estresante.
  • Su gama de colores. Especialmente corta en relación con ovillos similares.
  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la lana del mes anterior aquí.

¡Hasta el próximo post!

Lanas recicladas

¡Hola a todas!

Con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente, que se celebra hoy, os invito a que leáis este interesante post que habla sobre lanas recicladas. Pero un momento… ¿las lanas se pueden reciclar? ¿de qué manera?

Cuando uno piensa en reciclar lana, a priori se imagina deshaciendo una prenda tejida para reutilizar la lana en otra prenda. Esto en sí es reciclar, pero esta lana puede estar tan utilizada que no merece la pena volver a usarla. Hay procesos caseros, que consisten en deshilachar, lavar con cuidado, dejar secar a la sombra y ovillar, que pueden mantener en cierto modo la calidad de la lana usada en una vieja prenda para hacer una nueva. Sin embargo, la lana resultante suele ser ruda, débil y áspera y no es recomendable usarla para prendas que uno se vaya a poner, porque irritan la piel.

El proceso correcto de reciclaje consiste en aprovechar los restos que se generan en el proceso de transformar las fibras en ovillos. En general estos restos son deshechados, pero pueden conservarse con el fin de convertirlos en un nuevo ovillo. Obviamente estos restos son hebras débiles y cortas que necesitan pasar de nuevo por la cardadora y en ocasiones, requieren de hebras adicionales que ayuden a mantener la resistencia y firmeza de la lana. Por lo general, se le suele añadir algodón, nylon o lanas nuevas, que contribuyen a restar fragilidad a la lana cuando es tejida.

Posteriormente se tiñen y se ovillan, obteniendo como resultado una lana reciclada, eco-friendly y que contribuye al ahorro económico y al mantenimiento del medio ambiente.

Existe la creencia de que una lana reciclada nunca será tan suave, resistente y duradera como una lana nueva, pero con los avances y técnicas que se aplican actualmente, las diferencias son bien pocas y responden muy bien a los procesos de tejido.

Algunos modelos de lanas recicladas son los siguientes:

  • Drops ♥ You #5. Un modelo de lana no permanente, de carácter temporal, cuyos ovillos de 50 gramos se componen de 100% algodón proveniente de restos reciclados de otras lanas. Tiene un fabuloso precio aproximado de 1 euro por ovillo, y una preciosa gama de colores que incluye 18 tonos.
  • Schoppel Wolle Relikt. Presentada en ovillos de 50 gramos, esta lana se compone de un 70% lana virgen y 30% nylon. Procede de restos de otro de sus modelos (la Zauberball), a los que se le añade nylon para dotar de más resistencia a la lana. Está disponible en 9 colores.
  • Ellie’s Reclaimed Cashmere. Compuesta de 100% cashmere, esta lana proviene de prendas de ropa utilizadas que se han deshilado y sometido a un ecológico proceso en el que se han lavado con un jabón especial y se han vuelto a hilar asociando colores, dando lugar a originales ovillos con preciosos reflejos y tonos y haciendo que cada uno de esos ovillos sea único.

Sin embargo, hay otro modo de reciclar lanas, mucho más casero, que consiste en utilizar todos los cabos sobrantes para realizar algo nuevo. Ése es uno de mis proyectos pendientes, utilizar los pequeños trozos sobrantes de lana, los que no te dan para hacer ninguna pieza completa, y hacer con ellos pequeños cuadrados con el fin de montar una manta y utilizarla, por ejemplo, para habilitar una camita para mis gatos. ¡Espero conseguirlo este verano, con más tiempo libre!

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Muskat

¡Hola a todas!

Como ya os adelanté en la newsletter, la lana de este mes sería especial, dejando atrás las gruesas lanas para temporadas frísa. Relacionada con los colores de esta temporada y con las agradables temperaturas recientes, he decidido seleccionar la preciosa, liviana y versátil Drops Muskat.

A primera vista, la Drops Muskat es una lana normal, fina, suave y fresca para prendas de entretiempo y verano. Sin embargo, bajo su aspecto aparentemente común y normal, se esconde una verdadera joyita. Si nos fijamos bien, sus ovillos tienen un brillo especial que dota a las prendas de una original singularidad.

Muskat

El brillo de su hebra no hace que las prendas brillen en sí, sino que da la sensación de que están vivas, que no es un tono apagado que da como resultado una prenda mate. Es un toque especial, como satinado, perceptible sobretodo a la luz del sol y al tacto.

Sus ovillos, de 50 gramos de peso, son ovalados y mulliditos. Dejan ver las múltiples hilaturas que componen la hebra de la Drops Muskat. Sus 100 metros de largo los convierten en una lana que realmente cunde, y con un sólo ovillo sale perfectamente un turbante.

Su composición es 100% algodón egipcio mercerizado, un algodón cuyas fibras han sido tratadas químicamente para otorgarles estabilidad, resistencia y brillo. Es una lana ideal para blusas caladitas, turbantes livianos de verano y también para hacer amigurumis.

Su gama de colores incluye la nada despreciable cifra de 53 tonos, entre los que caben colores para todos los gustos, vivos y suaves, alegres y apagados.

El fabricante recomienda unas agujas del 4 para trabajar con ella. A mí, que me gustan las cosas a lo grande, estoy utilizando unas del 8 para crear una blusa caladita de verano. ¡Espero terminarla antes de que llegue Septiembre!

Las prendas tejidas con la Drops Muskat deben lavarse con el ciclo delicado de la lavadora, a una temperatura máxima de 40º.

Pros de la Muskat:

  • Su tacto. Los ovillos de algodón son suaves de por sí, pero el acabado de esta lana convierte las prendas en auténticas delicias, suaves no sólo al tacto con las manos, sino también sobre la piel.
  • Su brillo. No sólo otorga a las prendas tejidas ese toque especial, sino que además es una lana perfecta para el crochet y los amigurumis.
  • Su gama de colores. Normalmente los ovillos de algodón traen muchos tonos y así es el caso de la Drops Muskat. 53 tonos preciosos y variados.
  • Su precio. Tiene un precio realmente económico que ronda los 2,50€, muy recomendable para la calidad de sus ovillos.

Contras de la Muskat:

  • Su roce con algunas agujas. Esto es una pega ínfima, por escribir alguna, pero con según qué agujas (especialmente con algunas de madera), cuesta un poco que se deslice correctamente, no es tan fluida como otras lanas. Pero basta con cambiar de agujas ¡y listo!
  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la lana del mes anterior aquí.

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Eskimo

¡Hola a todas!

El mes de diciembre se presenta muy frío y acompañado de mi época favorita del año: ¡la Navidad! Con sus decoraciones, sus villancicos, sus regalos, su ambiente cálido y  frío a la vez… ¡¡me encanta!!

Por ello, la lana de este mes es gruesa, esponjosa, muy calentita y variada: es la Drops Eskimo. Ideal para prendas muy invernales por su grosor y su gran capacidad de contener el calor.

Los mullidos ovillos de esta lana vienen presentados en la típica forma ovalada, con un peso de 50 gramos. Su gama de colores es de mis favoritas, puesto que tiene 30 tonalidades (lo cual no está nada mal) entre las que hay ovillos de colores muy vivos y llamativos, que como sabéis, son los que más me gustan. En la Eskimo vienen lanas de alegres tonos verdes, aguamarina, y rojos, morados y magentas que, aunque no sé si me atrevería a lucirlos, se salen completamente de los típicos colores de lana de invierno en tonos beiges, grises, marrones y negros.

Su composición es 100% lana, cuya gruesa y redonda hebra está hecha de infinitas hilaturas delicadas, lo cual confiere una gran calidez a la lana y a la vez, una gran fragilidad. Con estirar los dos extremos de un pedazo de esta lana con relativa fuerza, comprobaremos que se deshace fácilmente, por lo que hay que tener cuidado cuando se trabaja con ella.

Como muchas otras lanas Drops (por ejemplo, la Drops Fabel Print), la Eskimo forma parte de una gran familia:

  • Drops Eskimo Uni Color. Cada ovillo es de un color uniforme, de la que hablamos en este post.
  • Drops Eskimo Mix. La composición de cada ovillo está hecha con hebras de dos colores, dando un toque original al ovillo. Hay 11 colores diferentes.
  • Drops Eskimo Print. Tiene variaciones de color a lo largo de la hebra, con estilo muy similar a la Fabel Print. Combinaciones de color muy originales que dan lugar a 7 ovillos en esta gama.
  • Drops Eskimo Degradé. Con variaciones de color muy sutiles a lo largo de la hebra, con tonos muy similares y suaves; tiene 3 modelos diferentes.
  • Drops Eskimo Tweed. Tiene motitas, que recuerdan mucho a la Katia Merino Tweed. Tiene 10 variantes, entre las que destaca especialmente el verde pino.

Eskimo

Para tejer con la Eskimo se recomiendan unas agujas del 8, que son precisamente las que suelo utilizar yo cuando trabajo con ella. Las prendas tejidas con esta lana tienen un aspecto como digo, esponjoso, increíblemente cálido y podría decir que recuerda incluso un poco a las prendas de peluche. Sin embargo, su sensación en la piel no es tan suave como aparenta; en mi humilde opinión, esta lana pica un poquito en la piel, sin que llegue a resultar realmente molesto. Las prendas deben lavarse a mano, a una temperatura máxima de 30 grados; y deben secarse en horizontal.

Eskimo2

Pros de la Eskimo:

  • Su calidez. Su grosor y composición contribuyen a que, si utilizas las agujas adecuadas, tejerás cosas que no sólo protegen del frío, sino que además conservan tu calor corporal como pocas lo consiguen.
  • Su relación calidad-precio. Y esto, según se mire, es también un punto negativo. A favor os puedo decir que es un precio bastante económico para la calidez de las prendas que se pueden tejer con ella. Por un precio más que asequible, te aseguras que no pasarás frío.
  • Su gama de colores. Creo que es un gordísimo punto a favor de esta lana, ¿en cuántas echamos de menos algo más que no sea gris, marrón, tonos apagados…? Por fin una lana de invierno apta para todos los gustos.
  • Su gran familia. Además de tener colores que otras lanas no tienen, la Eskimo tiene hermanas tan variadas que es imposible que no te guste ninguna.

Contras de la Eskimo:

  • Su fragilidad. El gran punto en contra de esta lana es la composición de su hebra, que es delicada para tratarla con estiramientos.
  • Su relación calidad-precio. Y es que el precio de la Drops Eskimo nos parece caro si tenemos en cuenta lo relativamente fácil que es que se deshaga mientras trabajas con ella. Has de ser muy hábil y paciente para no quebrarla, especialmente cuando estás cosiendo la labor.
  • Su sensación en la piel. Al ser lana 100% pica un poquito, aunque no es realmente molesta.
  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la lana del mes anterior aquí.

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Fabel Print

¡Hola a todas!

¡Por fin se asoma el fresquito! Después de tanto calor, y tanto que deseábamos que hiciera calor en junio, ¿os acordáis? Pues ahora, al menos yo, estoy deseando que haga un poquito de fresquito para poder estrenar algunas de las prendas que he estado tejiendo para mí.

Hoy os traigo como lana del mes a la preciosa Drops Fabel Print. La vemos como ovillo y llama la atención, pero cuando la vemos tejida… ¡Es una maravilla! Al igual que la lana del mes anterior, la descubrí gracias al kit que compré en Senshoku (que estoy a punto de terminar y enseñar en un post próximamente).

IMG_3237

Sus ovillos vienen presentados con una etiqueta negra y no muy ancha para no tapar ni distorsionar la belleza de su hebra multicolor. Es una lana muy fina, de las más finas con las que he trabajado, para la que se recomiendan unas agujas del 2½.

Su gama de colores se compone de 27 tonalidades, lo cual es mucho, teniendo en cuenta que cada una de ellas es un armonioso conjunto de varios colores que hacen que cada prenda tejida con la Fabel Print sea especial y única.

Es una lana de aspecto esponjoso y delicado. El fabricante la recomienda para calcetas y prendas de bebés, pero personalmente creo que es ligeramente áspera para la piel de un bebé. Su composición es de un 75% de lana y un 25% de poliamida, por lo que más bien yo la recomendaría para prendas de otoño e invierno. Para mi gusto, pica un poco, pero ya sabéis que yo soy bastante delicada y tiquismiquis.

Fabel

Como curiosidad os contaré que la Drops Fabel Print tiene muchas hermanas, y me gustaría probarlas todas, aunque básicamente son idénticas, cambiando sólo la composición del color de su hebra. La familia se compone concretamente de cinco hermanas:

  1. Drops Fabel Print: la lana de la que estamos hablando este mes.
  2. Drops Fabel Uni Colour: tiene el color uniforme, existiendo 17 tonos.
  3. Drops Fabel Long Print: tiene 8 variantes diferentes, cada una de las cuales tiene varios colores en su hebra, pero están combinados de forma mucho más suave y armoniosa.
  4. Drops Fabel Spray Print: con sólo tres modelos, las variaciones del color son casi imperceptibles, pero una vez tejida, da un efecto jaspeado a la prenda.
  5. Drops Fabel Mouline: cuatro variantes componen la gama de la Mouline, cuya característica principal es que su hebra se compone de hilaturas de dos colores diferentes.

Las prendas tejidas con la Fabel Print requieren ser lavadas con un ciclo delicado a una temperatura máxima de 40º, sin utilizar suavizante. Se recomienda, además, secar las prendas en horizontal para evitar deformaciones.

Pros de la Fabel Print:

  • Su gama de colores. Llama la atención que haya 27, una enorme oferta para una lana que es en sí misma una explosión de color.
  • Su aspecto una vez tejida. Según la prenda que estés tejiendo, el conjunto de colores de cada ovillo va haciendo formas muy chulas y originales a lo largo del tejido.
  • Su singularidad. Las variaciones de color de su hebra hacen que cada prenda tejida sea única y diferente, incluso en las prendas pares como guantes y calcetines.

Contras de la Fabel Print:

  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la lana del mes anterior aquí.

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Cotton Merino

¡Hola a todas!

Para la edición de Septiembre de La lana del mes, quiero que cerréis vuestros ojos y visualicéis de forma lo más aproximada posible las cualidades de esta lana.

Imaginadlo de la siguiente forma: la dulce y hermosa dama de Lana Merino conoce al apuesto y elegante Algodón. Se enamoran al instante, terminan casándose y teniendo un vástago que es el súmmum de la suavidad y la elegancia: ha nacido la Drops Cotton Merino.

Vais a perdonarme que sea tan melodramática, pero cuando esta lana cayó en mis manos gracias a un kit que compré en Senshoku, el flechazo fue instantáneo. Tomé el ovillo en mis manos y leí su nombre, y pensé: “No puede ser. Mis dos materiales preferidos en una sola lana… ¡tengo que probarla ya!”. Tejí un gorro (que todavía tengo que rematar) y era como si no pudiera dejar de tocarlo, ¡tan suave!

La composición de la Cotton Merino es casi a partes iguales (52% de lana merino y 48% de algodón) y enamora no solamente al tacto: también visualmente es una pasada. Sus ovillos son apetitosos a primera vista, puesto que muestran una hebra de un color intenso y también suave al mismo tiempo, trenzada a través de varios hilos de ambos materiales. Además, vienen presentados con una etiqueta pequeña que hace al ovillo más cuco y deja ver todavía más toda la belleza de su hebra.

Merino1

Su gama de colores abarca la nada despreciable cifra de 27 tonalidades, entre las que destacan, para mi gusto, el coral y el turquesa. Para tejerla, el fabricante recomienda unas agujas del 4. Además, DROPS asegura que las prendas tejidas con la Cotton Merino no irritan la piel, gracias al grosor de sus fibras que, con un diámetro de 19,5 micrones, está por debajo de los 23 establecidos como máximo para las lanas no irritantes. ¡Su suavidad está garantizada!

Su peculiar composición la convierte en un comodín indispensable en el almacén de lanas de cualquier tejedora que se precie. Con ella puedes tejer un cálido gorrito de invierno gracias a su lana merino y también, con agujas más grandes, una blusa calada para entretiempo, de colores vivos y veraniegos, liviana y suave. El eslógan de su pequeña etiqueta ya lo adelanta: “A superwash yarn for all seasons!” (¡Una lana superwash para todas las estaciones!) (Recordad que es un proceso que le da a la lana mejor calidad, suavidad, regularidad y acabado)

Una vez tejida, las prendas son muy uniformes, quedando muy vistosas por su hebra bicolor y dando una sensación de calidez y suavidad en la piel. Las prendas tejidas con esta lana pueden lavarse a un máximo de 40º con el programa de prendas delicadas, sin utilizar suavizante. Se recomienda que se sequen en horizontal para evitar deformaciones.

Merino2

Durante todo el mes de septiembre, en la mayoría de los distribuidores, la Cotton Merino está de oferta, con un 25% de descuento, así que siendo un momento perfecto para adquirirla, aprovecharé para recargar provisiones.

Pros de la Cotton Merino:

  • Su suavidad. Tanto desde que tomas en tus manos el ovillo, como cuando tocas una prenda tejida, sientes la suavidad de esta lana.
  • La composición de su hebra. Es visualmente preciosa, tanto cuando está en el ovillo, como cuando está tejida, lo cual dota a las prendas de un toque especial.
  • La vistosidad de su presentación. El ovillo te llama la atención nada más verlo, tan mono con su pequeña etiqueta.
  • Su versatilidad. Puede utilizarse tanto para prendas de invierno como de entretiempo.
  • Su relación calidad-precio. Es más cara que otros algodones pero más barata que otras lanas merino, y lo que se paga por cada ovillo se ajusta perfectamente a la calidad de su composición.

Contras de la Cotton Merino:

  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la última edición de la lana del mes aquí.

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Paris

¡Hola a todas!

Con el buen tiempo que tenemos ya en este mes de mayo, la lana seleccionada no podría ser otra que la liviana, suave y versátil Drops Paris. Los días de sol, de primeros paseos por la playa y por jardines, las terracitas… todos estos días piden a gritos prendas tejidas con algodón 100% como el que viene en los ovillos de esta lana.

Descubrí la Drops Paris cuando empezaba a aprender a tejer, y al ser pleno verano, quería algo ligero para un turbante o bien un pequeño neceser.

Paris01

Viene en originales ovillos alargados de 50 gramos. Al mirarla, pienso mucho en la frase “el algodón que se cree lana”, dado que por lo general, los ovillos de algodón son todos iguales: redonditos y pequeños, y éste viene presentado exactamente igual que un ovillo de lana normal, pero en miniatura.

Su hebra también es diferente a las del resto de ovillos de algodón en general. Lo normal es que la hebra del algodón sea muy fina, para poder tejer con agujas pequeñas (aproximadamente del 2 o el 3) y que el acabado sea fino, sencillo y liviano para meses cálidos. Sin embargo, la Drops Paris es más gruesa que los demás ovillos similares, pero sin perder ni un ápice del refinamiento y suavidad de los que gozan los algodones 100%. Nuestra lana del mes puede tejerse con agujas del 5, o incluso un poco más, quedando igual de fina y sencilla que sus hermanas más delgadas. El hecho de ser más gruesa le da ventajas sobre las demás porque abre un mundo de posibilidades que las otras no tienen. Por ejemplo, no sólo sirve para tejer prendas de verano y entretiempo, sino también para elaborar prendas de invierno para niños, como por ejemplo este conjunto para una princesita, tejido con la Drops Paris en su tono 6 – rosado intenso. Lo tejí con agujas del 4½ para que quedara más compacto y protegiera más del frío y me quedó precioso.

Kit niña

Su particular hebra está formada por pequeñas hilaturas de algodón que son claramente visibles una vez tejidas y creo que esto le da un toque de lo más original a la prenda, haciéndola todavía más bonita si la miramos de cerca.

La gama de colores incluye la nada desdeñable cifra de 45 colores, que dan para mucho, dado que abarcan desde los tonos pastel más dulces para los niños y bebés, hasta los colores más vivos para jugar con ellos y lucirlos tanto en prendas como en accesorios, en todas las estaciones del año.

Al ser 100% algodón, la Drops Paris se puede lavar a máquina hasta una temperatura de 60º y siempre se recomienda secar en horizontal, para que no se deformen las prendas por el peso.

Pros de la Drops Paris:

  • Su relación calidad-precio. Francamente, su precio es inmejorable. Es de los algodones más económico que conozco, y no tiene nada que envidiarle a otras marcas y modelos.
  • Su gama de colores. Teniendo más de 40, se puede tejer con ella todo tipo de accesorios que conjunten con prácticamente cualquier prenda que tengamos. ¡Las combinaciones son casi infinitas!
  • Su grosor. Siendo más gorda que sus hermanas de algodón, tiene muchas más posibilidades, dado que puedes, por ejemplo, trabajarla con unas agujas grandes (del 8, por ejemplo) y tejer un sueter caladito para el verano. Y también hacer conjuntos calentitos para el invierno con agujas más finas.
  • Su suavidad. Está especialmente recomendada para personas con piel sensible, ya que su material es tan suave que no irrita.

Contras de la Drops Paris:

  • La composición de su hebra. Si bien visualmente es preciosa, a la hora de trabajar con ella, por ejemplo, cosiéndola, se deshace con relativa facilidad y hay que rematarla bien para que no empiece a deshilacharse y se vean los extremos.
  • Como todas las lanas Drops, es bastante inaccesible en cuanto a compra. Eso es algo que ya se ha comentado en otros posts de la Lana del Mes, aplicable a todas las lanas de esta marca.

Puedes consultar la lana del mes anterior aquí.

¡Hasta el próximo post!

La lana del mes: Drops Big Delight

Hoy quiero hablar de una lana que compré hace ya tiempo pero que no he tenido tiempo de enseñar. Hasta ahora nadie me la ha pedido (quizá porque no la he presentado en sociedad…), pero quiero hacerme un turbante bien ancho con ella y bien calentito. Tal vez debería hablar de una lana que ya haya trabajado más, pero estoy tan enamorada de ésta en concreto, que deseaba hacer un post para tener la excusa de tejer con ella por primera vez.Tiene el nombre de Big Delight, dentro de la marca Drops, que como sabéis, es la que suelo utilizar en la mayoría de mis pequeñas creaciones. Y eso es en definitiva, una gran delicia, porque su fina hebra contrasta con su consistencia, y su mayor potencial es la gama de colores tan chulos que ofrece. Fui a la tienda y me los quería llevar todos, pero como mi presupuesto es limitado, elegí sólo dos:

La hebra, como os decía, es bastante fina, a pesar de lo que aparenta en su presentación como ovillo de 100 gramos; es ideal para trabajar con unas agujas de 5mm. No es tan consistente como otras lanas; no es que se deshilache o se quiebre pero es relativamente fácil atravesarla con la aguja mientras estás trabajando con ella de forma fluida. Su tacto con la aguja es suave y se teje bastante rápido, siempre estando pendiente de terminar bien el punto, evitando atravesar la hebra sin querer.

Su composición es 100% lana, con una textura suavecita y esponjosa. Como podéis ver, la hebra va cambiando no sólo de color, sino de grosor, aunque sea ligeramente. Este detalle me parece la mar de original, puedes ir jugando con tejidos más compactos o más holgados (según el tamaño de la aguja que se use al tejer) y la combinación de colores cambiará su forma y posición. ¡Una pasada!

Este cambio de color a lo largo de la hebra es mucho más repartido que en otras lanas multicolores. Es decir, otras lanas que combinan varios tonos a lo largo de una misma hebra, lo hacen en tramos cortos, de forma que al ir tejiendo, enseguida se ven las variaciones. Esto no ocurre en la Big Delight, el reparto de color es muy muy paulatino. Para que lo veáis en un ejemplo, en la confección de mi anchísimo y calentísimo turbante, he montado 24 puntos en unas agujas de 6mm. Normalmente, en cualquier otra lana ya apreciaríamos la variación de color tras un par de vueltas. Sin embargo, la Big Delight nos empieza a enseñar su cambio a partir de la vuelta 10 aproximadamente:

Y así es como va quedando a medida que vas tejiendo:

Me encantaría poner el resultado final, pero tengo semejante cantidad de pedidos para Navidad, que me es imposible dedicarme a éste… Después de fiestas lo terminaré y subiré la foto a Facebook. ¡Estoy deseando ponérmelo!

Las prendas tejidas con esta lana deben lavarse a mano, según instrucciones del fabricante, a una temperatura máxima de 30 grados y además, deben secarse en posición horizontal para evitar deformaciones.

Pros de la Big Delight:
  • Su originalidad, en todas sus tonalidades.
  • Su presentación en ovillos de 100 gramos, por lo general mucho más útiles que los ovillos de 50 (aunque esto depende mucho de lo que vayas a hacer… yo suelo preferir más cantidad)
  • Su relación calidad-precio, puesto que, aunque parece cara, no debemos olvidar que son 100 gramos y no 50 lo que viene en cada ovillo.
Contras de la Big Delight:
  • Como todos los ovillos de la marca Drops, su inaccesibilidad. Los distribuidores de la marca son limitados y tienes que desplazarte a tiendas que están lejos de tu lugar de residencia o bien, comprar por internet y asumir, lógicamente, los gastos de envío.
  • La “fragilidad” de su hebra durante el proceso de tejido.
 
Puedes visitar el post de la lana del mes anterior aquí.
 
¡Hasta la próxima entrega!
Principio de página